4 formas diferentes y originales de pelar un huevo (¡y tú que creías que solo había una manera!)

0

Los huevos duros son una deliciosa colación que sirve para acompañar todo tipo de platos, pero una de las cosas engorrosas que tiene es quitarle la cáscara. Por eso te quiero enseñar 4 formas diferentes y originales de pelar un huevo (¡y tú que creías que solo había una manera!). ¡Vamos a desubrirlas!

Rodarlo

1

Una vez que ya cocinaste el huevo por 10 minutos y lo metiste bajo el chorro de agua fría (esto evita que se siga cocinando y tome una tonalidad verdosa) tómalo con tu mano y hazlo rodar por una superficie dura para quebrar la cáscara. Finalmente quítala fácilmente, verás que la clara no se romperá.

Dentro de la olla

2

Cuando ya tengas los huevos cocidos y fríos, ponlos en un recipiente con tapa y muévelo con mucha fuerza. Al retirar la tapa verás que las cáscaras se habrán desprendido.

Con una cuchara

3

Otro método sencillo para quitar la cáscara de un huevo duro, es utilizando una cuchara. Primero deberás tomar el huevo de la parte angosta. Con mucho cuidado, pero con firmeza, golpea con la cuchara la parte ancha para quebrar la cáscara y romper la bolsa de aire. Por último introduce la cuchara entre la cáscara y la yema y haz presión para sacarlo. Ten cuidado de no hacer demasiada fuerza porque es probable que no caiga donde deseas.

Presionar la cáscara

4

Hierve el huevo y deja que se enfríe. A continuación, rompe uno de los extremos y, con mucho cuidado, presiona el otro extremo de la cáscara (ten en cuenta que tanto la clara como la cáscara son, por así decirlo, flexibles) para que se desprenda el interior.

Algunos consejos útiles

%image_alt%

Para evitar que se rompa la cáscara mientras el huevo está en el agua hirviendo, añádele sal gruesa para impedir que se resquebraje.

Los huevos duros una vez cocidos, puedes conservarlos en el refrigerador hasta por 5 días siempre y cuando estén con la cáscara. Eso sí, guárdalos en un recipiente hermético porque de lo contrario, el olor a huevo duro impregnará toda tu casa.

7

Procura siempre que el agua cubra el huevo en su totalidad, porque de lo contrario se cocerá una parte y otra quedará cruda.